Amor y Voluntad

  Un día me encontré una publicación de un profesor mío de la preparatoria, esta mostraba su alegría y le hacia llegar a su esposa una cariñosa felicitación por su aniversario. Entre dudosa y contenta por mi profesor, le pregunté cuál era su secreto. Él simplemente me respondió que no había, que cada quien había de vivir su vida siendo fiel a lo que es.

  Bastantes años después lo comprendí, pero para muchos, sigue siendo un misterio.

aaron-burden-304587-unsplash

  Martín Villanueva Reinbeck, doctor en Psicología, concluye que amar a un ser humano es Sigue leyendo

Relaciones de Pareja a Distancia ¿Funcionan?

Lic. José Pastor
Terapeuta de pareja

A través del tiempo los seres humanos hemos tenido una enorme necesidad de estar acompañados, ya sea  porque nos hace sentir bien, porque nos comunicamos, porque así vamos manteniendo un lazo de cordialidad con los demás, porque al ser seres sociales tenemos el apremio de establecer vínculos de diferente índole con quienes nos rodean y con personas que se encuentran en otros lugares. Con nuestra familia o amigos, establecemos relaciones que se van dando en la cotidianidad, y esto nos acerca más a ellos y viceversa. La calidad de nuestras relaciones de amistad depende de diversos factores.edu-grande-254594.jpg

En el presente artículo, abordamos un poco las relaciones amorosas, donde veremos más de cerca si las relaciones de pareja a distancia en verdad funcionan. Sigue leyendo

¿Saboteo mi relación de pareja?

divorce-619195_1920   Abordar cualquier tema en las relaciones de pareja es de por sí complejo, dadas las diversas características que posee cada persona. El presente artículo tiene como fin, observar algunos de los comportamientos de las personas que atentan en contra sus mismas relaciones de pareja a fin de que puedan mirarse a sí mismos en los momentos en que están vulnerando su vínculo amoroso. Sabemos pues que cada individuo va aportando a su relación, los ingredientes necesarios para que puedan sobrellevar lo mejor posible su experiencia como pareja. Desde luego, nadie llega a una relación con la consigna de querer fracasar o albergando pensamientos del tipo: “voy a sufrir mucho en esta ocasión”, de ninguna manera. Sigue leyendo